The Palm dentro del Hotel Presidente Intercontinental

Tras el atracón que me dí en Au Pied de Cochon fuí a por el postre a The Palm, dentro del mismo Hotel Presidente Intercontinental. Admito que me dejé llevar tantito por la gula, pero a este mundo venimos a disfrutar de los pequeños placeres que nos da la vida y sin lugar a dudas el momento del postre es uno de esos placeres. Estoy seguro que diosito y la virgencita guadalupana me perdonaran este pecado capital.

Este restaurante tiene fue fundado por dos amigos italianos, Pio Bozzi y John Ganzi, quienes le dieron apertura en el apasionante Nueva York de los dorados años 20. De esto hace ya casi 90 años y hoy en día este restaurante italoamericano se ha convertido en un referente para comer langosta y cortes de carne de primera categoría.

Como esta línea de restaurantes son de origen neoyorquino hay algunas delicias que importan directamente desde la ciudad de los rascacielos, por eso me decidí por una exuberante New York Cheesecake con mermelada de frambuesa.

New York Cheesecake en the palm

Para acompañarla no podíamos no tomar un café espresso que aquí es italiano y está realmente delicioso. Por último, para sentirme un poquito más cerca de casa y celebrar tan deliciosa comilona, brindé a la salud de este blog con un pacharán muy español.

Brindando por Viviendo el DF

El restaurante The Palm es un lugar ideal para comer el fin de semana en compañía de la familia –sábados y domingos cuentan con un área infantil abierta para mayor comodidad de los papás-,  o entre semana para cerrar negocios. El servicio es excepcionalmente bueno, como era de esperar en un restaurante de su categoría. Por cierto, el cubierto medio se sitúa en el rango de los $900 a los $1.200, variando mucho entre si pides pasta, carne o marisco.

Deja un comentario